Steph – Colaboradora

steph-cabecera

A la becaria multiusos la puedes leer en los Cócteles, en Conviction y en los post que nos roba a los demás

Una persona pregunto una vez “soooo it’s a show?”, una pregunta por la que recibió la siguiente respuesta “It’s a lifestyle, it’s a religion”. Y desde hace trece años, uno más, uno menos, me identifico demasiado con la respuesta.

Empecé mi andadura con las series con la primera temporada de Anatomía de Grey, tenía 9 años y en mi casa se seguía religiosamente. Intercalaba el Seattle Grace con el Hotel Tipton, y salvaba al mundo con Kim Possible. Tras varios años, el Seattle Grace desapareció de la televisión y en mi casa nos vimos obligados a introducirnos en internet. El resto es historia.

Este proyecto de periodista ve demasiadas, series, y cuando digo demasiadas, me refiero a niveles comparables con el nivel lector de Rory Gilmore. Mi vida se basa en las series, el café, el sarcasmo y la ironía, los gif, un poco de pereza y muchas más series.

Llegué a este maravilloso, y muy serio, medio tras un maratón de Smallville y un pequeño empujón de una amiga… desde entonces soy una alcohólica que hace cócteles seriéfilos, y me debéis mucho por la cantidad de spoilers que me he comido, que conste. Pero no me quejo, mientras no me corten el uso de gif, porque lo reconozco, tengo un grave problema con los gif.

He visto Friends y Gilmore Girls más veces de las que debería, pero simplemente hay pequeñas obras maestras en forma de series que es imposible apartar la vista de ellas.

La luz de mi vida, aka Lorelai Gilmore, escribió una vez “You will mee tan annoying woman today. Give her coffee and she’ll go away”. Si me das café solo quizás me vaya, pero si le añades series, me has ganado para siempre… HAVE MERCY!

La becs de este precioso lugar escribe, y bebe, cócteles, y comenta Conviction y todo aquello relacionado con Gilmore Girls.

Redes Sociales:
Logo Twitter 75

Vimos una serie… y otra… y otra… y dijimos adiós a la vida social.

A %d blogueros les gusta esto: